Close

PRESUPUESTAR vs GASTO HORMIGA

Por Rebeca Martín del Campo

Por lo general la mayoría de las personas intentan llevar control en sus gastos y, aun así, en la víspera del día de pago mira sus cuentas y no entiende a donde se ha ido el dinero; cuando sucede esto lo más probable es que existan diversas fugas de efectivo que no tiene identificadas.

Este tipo de gastos son los denominados “Gastos hormiga”, al ser compras pequeñas que no están contempladas en el presupuesto y que si se realizan frecuentemente y por un largo periodo de tiempo o como una práctica común, representan a largo tiempo una pérdida considerable, y esto aplica tanto para empresas como en el gasto personal. Hay que considerar que una compra de un peso no supone gran impacto, pero mil compras de un peso si lo tiene.

 

Si no sabemos en qué se está “despilfarrando” el dinero, lo primero que podemos hacer es detectarlo mediante un presupuesto o planeación, el cual implica determinar los gastos fijos y variables, para tener idea del gasto global; así como llevar registro de todos los gastos que se realicen aun cuanto más insignificantes parezcan, ya que por lo general las personas realizamos repetidamente compra de productos que al no tener un costo alto y por ende no impactar considerablemente en el gasto diario pasan desapercibidos (botanas, refrescos, café, cigarros, entre otros); sin embargo es importante dar valor a estos gastos hormiga ya que a largo plazo, al hacer un recuento de lo gastado, nos percataremos que el verdadero problema es que estos gastos poco a poco se van acumulando, hasta que todo junto se convierte en una suma importante que podría asignarse a algo útil o de verdadero valor, como lo puede ser un seguro, inversión, viajes, etc.

En este sentido, no se trata de eliminar lo que se disfruta y minimizar al máximo los gastos; simplemente tener mayor conciencia que muchas de las veces estos gastos cotidianos y excesivos son los que generan nuestra poca capacidad de ahorro.

Al llevar un presupuesto puntual y con los gastos hormiga identificados nos crea conciencia que a largo plazo todo cuesta; y será mas fácil evaluar si los pequeños gastos son necesarios o se pueden omitir y convertir en productos o servicios de valor, teniendo una mayor capacidad de ahorro y mejor planeación de las deudas que se deseen adquirir.

 

Existen herramientas tecnológicas que te permiten controlar estos gastos, te sugiero que te informes sobre algunas “apps” que te permiten llevar el control de tus gastos de forma ordenada en base a tu presupuesto, como las empresas lo llevan por medio de ERP´s.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *